Queso Monterey Jack [Español]

a block of Monterey Jack cheese with a slice cut off in the front for babies starting solids

¿Cuándo pueden comer queso Monterey Jack los(as) bebés?

Debido a que tiene niveles moderados de sodio, es mejor esperar, al menos, hasta los 9 meses para introducir el queso Monterey Jack e, incluso entonces, servirlo en moderación.

Los mejores quesos para bebés menores de 12 meses son aquellos que son naturalmente bajos en sodio. Estos incluyen los siguientes quesos: Emmental, queso de cabra fresco, quesillo, labneh, queso mascarpone, queso mozzarella fresco, paneer bajo en sodio, queso ricotta, quark, y queso suizo.

¿De dónde viene el queso Monterey Jack?

El queso Monterey Jack es un queso suave, hecho de leche de vaca, que se originó en América del Norte en el siglo 19. El cómo se inventó, es una historia un poco amarga: en esa época, los monjes y colonizadores españoles de la zona que ahora se llama California lo conocían como ‘queso del país’ o ‘queso de granjero’, Sin embargo, un inmigrante escocés llamado David Jacks compró una amplia franja de bosques, colinas y llanuras en la región (algunos dicen que a través de medios un poco turbios), la cual se convertiría en el condado de Monterey.1 Después de expulsar a los agricultores y viticultores locales y tomar el control de sus operaciones, procedió a comercializar el ‘queso del país’ como ‘Jack’s cheese’ o ‘el queso de Jack’. El queso Monterey Jack todavía se hace con leche de vaca de California. Sin embargo, es uno de los quesos que más se producen en Wisconsin, un estado famoso por su producción de leche.

★ Consejo: Trata avotros quesos “Jack” de igual manera que el Monterey Jack al cocinar. El Monterey Jack a menudo se mezcla con otros quesos, lo cual resulta en productos híbridos como el Colby Jack (Colby y Monterey Jack), el Cheddar Jack (cheddar y Monterey Jack) y el Pepper Jack (Monterey Jack con pimientos dulces y picantes añadidos).

Amelia, 11 meses come rebanadas delgadas y tiras de queso Monterey Jack.
Kalani, 14 meses, come rebanadas degadas de queso Monterey Jack.

¿Es saludable el queso Monterey Jack para los(as) bebés?

Sí, si está pasteurizado y se consume en moderación. El queso Monterey Jack contiene muchas grasas saludables que apoyan la integridad celular, así como también aminoácidos esenciales que nuestros cuerpos necesitan para construir nuevas proteínas. Es una gran fuente de calcio (para construir huesos fuertes) y una buena fuente de vitamina B12 (para el desarrollo de los nervios y las células). Además, contiene zinc, el cual es importante para el crecimiento y la función inmunológica. También tiene un toque de vitamina A, importante para la salud cerebral, ocular, inmunológica y de la piel. Dicho esto, al igual que muchos otros quesos, el queso Monterey Jack puede contener niveles de sodio más altos de lo que es saludable para los(as) bebés.2 Cuando sea posible, escoge mejor quesos bajos en sodio y procura servir quesos como el Monterey Jack en moderación.

Cuando compres quesos para bebés, enfócate en las siguientes características:

  • Que sean pasteurizados
  • Que tengan bajo contenido de sodio (menos de 100 miligramos por porción)
  • Que sean hechos de leche entera (idealmente)

¿Es el queso Monterey Jack un peligro de ahogamiento para los(a) bebés?

Si. El queso es un peligro común de ahogamiento para bebés y niños(as).3 Para reducir el riesgo, córtalo en rebanadas finas y evita servirlo en cubos. Como siempre, asegúrate de crear un ambiente de alimentación seguro y mantenerte al alcance de tu brazo del bebé durante las comidas. Para obtener más información sobre el ahogamiento, visita nuestra sección sobre arcadas y ahogamiento y familiarízate con la lista de peligros comunes de ahogamiento.

¿Es el queso Monterey Jack un alergeno común?

Si. El queso Monterey Jack se elabora comúnmente de leche de vaca, la cual es un alérgeno alimentario común en los niños pequeños. Este tipo de alergia representa aproximadamente una quinta parte de todas las alergias alimentarias infantiles en los Estados Unidos.4 Si el/la bebé es alérgico a los lácteos, ten en cuenta que es una alergia que a menudo desaparece con el tiempo. Las investigaciones científicas nos muestran que la mayoría de los(as) niños(as) con alergia a la leche de vaca la superarán a los 6 años. Muchos bebés con síntomas más leves de alergia a las proteínas de la leche (que pueden aparecer como sangre indolora en las heces) pueden reintroducir con éxito la leche de vaca después de su primer cumpleaños, con la orientación de sus médicos.5

La leche y otros productos lácteos son una causa común del síndrome de enterocolitis inducida por proteínas alimentarias, también conocido como FPIES, por sus siglas en inglés y SEIPA en español. SEIPA es una alergia retardada a la proteína en los alimentos que causa la aparición repentina de vómitos y diarrea repetitivos. Estos sintomas comienzan unas horas después de la ingestión de alimentos que los provoca. Si no se trata, la reacción puede provocar una deshidratación significativa. Los síntomas generalmente se mejoran con la eliminación de la leche de la dieta del bebé. Afortunadamente, al igual que otras formas de alergia a la leche, los FPIES que se presentan a edad temprana y generalmente se superan cuando el niño alcanza los 3-5 años de edad.6

Para aquellos con niños(as) mayores que son intolerantes a la lactosa (ten en cuenta que esto es poco común en los(as) bebés), hay buenas noticias: el queso Monterey Jack puede que sea tolerado mejor por las personas con intolerancia a la lactosa, ya que tiene un contenido de lactosa más bajo que la leche y algunos otros productos lácteos.7 Cuando un(a) niño(a) es intolerante a la lactosa, es importante encontrar alimentos ricos en calcio para consumir regularmente a fin de garantizar una dieta equilibrada y apoyar la salud ósea. Estos incluyen quesos naturalmente bajos en lactosa y productos lácteos etiquetados como “sin lactosa”.

Si sospechas que el bebé puede ser alérgico a los productos lácteos, consulta a un alergólogo antes de introducir leche y quesos como el Monterey Jack. De acuerdo con los factores de riesgo y los antecedentes del bebé, un alergista te puede recomendar pruebas de alergia. Alternativamente, te puede aconsejar la introducción de productos lácteos bajo supervisión médica en el consultorio. Si el riesgo es bajo, te puede aconsejar que introduzcas la leche y productos lácteos en el hogar. Al igual que con todos los alérgenos comunes, comienza con servir una pequeña cantidad por sí sola en las primeras porciones. Si no hay reacción adversa, puedes aumentar gradualmente la cantidad en cada porción futura.

¿Cómo preparar queso Monterey Jack para bebés haciendo BLW?

Cada bebé se desarrolla a su propio ritmo, y las sugerencias que ofrecemos sobre cómo cortar o preparar determinados alimentos son generalizaciones para una amplia audiencia. Tu hijo(a) es un(a) individuo(a) único(a) y puede tener necesidades o consideraciones más allá de las prácticas comúnmente aceptadas. Para determinar las recomendaciones de tamaño y forma de los alimentos, nosotros(as) utilizamos la mejor información científica disponible acerca del desarrollo motor grueso, fino y oral para minimizar el riesgo de ahogamiento. Las sugerencias de preparación que ofrecemos son solo para fines informativos y no reemplazan el consejo individual y específico de tu medico(a) pediátrico(a) o profesional de la salud o proveedor para niños(as). Es imposible eliminar por completo el riesgo de que un(a) bebé o un(a) niño(a) se ahogue con cualquier líquido, puré o alimento. Recomendamos que sigas todos los protocolos de seguridad que sugerimos para así crear un entorno de alimentación seguro y que tomes decisiones informadas para tu hijo(a) con respecto a sus necesidades específicas. Nunca ignores el consejo médico profesional ni te demores en buscarlo debido a algo que hayas leído o visto aquí.

6 a 9 meses de edad: Espera a servir queso Monterey Jack regularmente y opta, mejor, por quesos con bajo contenido de sodio, como: el queso de cabra fresco, el labneh, el queso mascarpone, el mozzarella fresco, el requesón fresco, el paneer, o el queso suizo. Si de por casualidad tienes una comida ya preparada para ti con queso Monterey Jack y te gustaría compartir un poco con el/la bebé, ¡hazlo! Una pequeña probadita de una comida familiar es una adición saludable en la aventura culinaria del bebé.

9 a 12 meses de edad: Opta por quesos con bajo contenido de sodio y procura solo servir queso Monterey Jack de vez en cuando, y en pequeñas cantidades. Al servir queso Monterey Jack, córtalo en 1 o 2 rebanadas finas (no en cubos), trozos del tamaño de un bocado cortados de una rebanada delgada, o sírvelo rallado/desmenuzado para reducir el riesgo de ahogamiento. Como siempre, asegúrate de que el/la niño(a) esté en un ambiente de alimentación seguro y nunca sirvas queso mientras el/la bebé va en el cochecito, en un asiento de carro para bebé o cuando un(a) niño(a) este corriendo.

12 a 24 meses de edad o más: Sirve el queso Monterey Jack ocasionalmente y continúa cortándolo en rebanadas finas u ofreciéndolo rallado/triturado. Los(as) niños(as) pequeños(as) de esta edad también pueden disfrutar de un sándwich de queso a la parrilla con queso Monterey Jack, una forma que es fácil de sostener e ideal para practicar la inmersión en sopas o salsas.

a hand holding five bite-sized pieces of monterey jack cheese for babies 9 months+
trozos del tamaño de un bocado cortados de una rebanada delgada

>> Obtén más información sobre la cantidad de sodio que los bebés deben consumir en nuestra página de Preguntas frequentes sobre del sodio.

¿Cuáles son ideas de recetas para cocinar con queso Monterey Jack?

El queso Monterey Jack es un queso estadounidense popular que se usa en innumerables platos que unen las diversas culturas que componen los Estados Unidos: hamburguesas con queso, pan de maíz, sémola, Hotdish, macarrones con queso, puré de papas, quesadillas, spoonbread, y muchos más. Parte de su atractivo es que se derrite maravillosamente. Intenta incorporar queso Monterey Jack rallado en muffins de huevos revueltos horneados, quesadillas o espolvoreado sobre chilis de frijoles y carne. O simplemente sirve una o dos rebanadas finas junto a frutas dulces y ácidas como las manzanas y las peras, que complementan el sabor cremoso y suave del queso.

Receta: Papa Horneada Doble con Queso Monterey Jack y Tocino

eight potato halves cooked with cheese and bacon for toddlers
  • Rendimiento: 8 mitades de papa  
  • Tiempo de cocción: 1 ½ horas
  • Edad recomendada: 12 meses o más

Ingredientes:

  • 4 papas medianas
  • 1 cucharada (15 mililitros) de aceite de aguacate o aceite de cocina neutro
  • 3 tiras de tocino
  • 4 cucharadas (60 gramos) de mantequilla sin sal
  • ½ taza (120 mililitros) leche entera
  • 2 cucharadas (6 gramos) de cebollín picado (opcional)
  • 1 cucharadita (2 gramos) de pimienta negra molida y una de ajo en polvo (opcional)
  • 3 onzas (56 gramos) de queso Monterey Jack rallado
  • sal al gusto para adultos y niños(as) mayores

Esta receta contiene un alérgeno común: lácteos (mantequilla, leche y queso Monterey Jack). No la sirvas a un(a) niño(a) hasta que este alérgeno se haya introducido de manera segura.

Instrucciones: 

  1. Precalienta el horno a 400 grados Fahrenheit (204 grados Centígrados). Forra una bandeja con papel para hornear. Coloca una rejilla de alambre en la segunda bandeja.
  2. Lava y seca las papas. Haz algunos agujeros en las papas para dejar escapar el vapor, luego frota las papas con aceite. Coloca las papas en la bandeja forrada con papel para hornear.
  3. Coloca las tiras de tocino en la bandeja con la rejilla de alambre. Pon ambas bandejas en el horno. Después de 10 minutos, revisa el tocino y retira la bandeja del horno una vez que las tiras estén crujientes, esto puede tardar hasta 20 minutos. No quemes el tocino.
  4. Continúa horneando las papas hasta que un cuchillo se inserte fácilmente en el centro de ellas, lo cual tarda aproximadamente 1 hora. Retira la bandeja del horno, pero mantén el horno encendido.
  5. Una vez que el tocino y las papas se enfríen al tacto, pica el tocino y corta las papas por la mitad longitudinalmente. Saca el centro de la papa cocida con una cuchara y ponlo en un tazón para mezclar, deja una capa delgada de papa en la piel. Esto ayuda a que las pieles no se rompan.
  6. Agrega la mantequilla y la leche al tazón para mezclar, junto con el cebollín picado y las especias si lo deseas. Tritura y mezcla los ingredientes hasta que estén suaves. Un poco de textura está bien.
  7. Unta la mezcla de puré de papas, de manera uniforme, dentro las cáscaras de papas, luego espolvorea el tocino picado y el queso Monterey Jack por encima. Hornea hasta que el queso se derrita, unos 10 minutos.
  8. Reserva 1 o 2 mitades de papas para el/la niño(a) pequeño(a). El tamaño exacto de la porción es variable. Deja que el apetito del niño(a) determine cuánto se come. Si deseas, para los niños(as) pequeños(as), puedes cortar las mitades de papas en dos o tres piezas, lo cual puede ser más fácil para el/la niño(a) de recoger. 
  9. Sazona las papas para adultos y niños(as) mayores con sal al gusto. Lee nuestra página de Preguntas frecuentes sobre el sodio y los bebés para obtener información sobre cuándo comenzar a agregar sal a los alimentos para bebés. Mantén las mitades de papas calientes para los adultos y los(a)s niños(as) mayores, mientras que las mitades de papas para niños(as) pequeños(as) se enfrían a temperatura ambiente.
  10. La piel de papa en sí ofrece una textura desafiante para que los(as) niños(as) pequeños(as) muerdan y mastiquen. Dependiendo de las habilidades de masticar del niño(a), puedes ofrecerle un cubierto y mostrarle cómo usarlo para sacar la mezcla de relleno del “barquito” de papas. De otra manera, puedes cortar la papa en pedazos del tamaño de un bocado para servirla como comida para picar.

Para almacenar: La papa horneada doble con queso Monterey Jack y tocino se puede almacenar en un recipiente hermético en el refrigerador por hasta 4 días o en el congelador por hasta 2 meses.

Maridajes de sabor:

El sabor de queso Monterey Jack combina bien con manzana, pollo, trigo, jalapeño, cerdo, y arroz.

Revisado por:

J. Truppi, MSN, CNS 

V. Kalami, MNSP, RD, CSP

C. Aycinena M., MS RD

T. Maldonado, MS, CCC-SLP, CBIS, CLEC

K. Rappaport, OTR/L, MS, SCFES, IBCLC

K. Grenawitzke, OTD, OTR/L, SCFES, IBCLC, CNT

S. Bajowala, MD, FAAAAI. Board-Certified Allergist & Immunologist (allergy section)

R. Ruiz, MD, FAAP. Board-Certified General Pediatrician & Pediatric Gastroenterologist

  1. Jack, K. (2001). Land King: The Story of David Jack. Monterey County Historical Society. Retrieved October 1, 2021.
  2. National Academies of Sciences, Engineering, and Medicine. (2019). Dietary Reference Intakes for Sodium and Potassium. Washington, DC: The National Academies Press. DOI: 10.17226/25353. Retrieved August 17, 2020
  3. HealthyChildren.org. (2019). Health Issues: Choking Prevention. Retrieved May 31, 2020.
  4. Warren, C.M., Jhaveri, S., Warrier, M.R., Smith, B., Gupta, R.S. (2013). The epidemiology of milk allergy in US children. Ann Allergy Asthma Immunology, 110(5):370-374. DOI:10.1016/j.anai.2013.02.016. Retrieved September 22, 2020.
  5. GI Kids. Cow’s milk protein allergy. Retrieved November 17, 2021
  6. Nowak-Węgrzyn A. Food protein-induced enterocolitis syndrome and allergic proctocolitis. Allergy Asthma Proc. 2015 May-Jun;36(3):172-84. doi: 10.2500/aap.2015.36.3811. PMID: 25976434; PMCID: PMC4405595. Retrieved November 17, 2021.
  7. InformedHealth.org. (2010). Living with lactose intolerance. Retrieved November 17, 2021.
Return to Blog