El problema con el atún enlatado para bebés

a shelf of canned tuna products

Siempre hemos sabido que algo no estaba bien con las recomendaciones del gobierno americano sobre el atún enlatado. No sabíamos qué tan mal estaban las cosas, hasta que nos pusimos a estudiar a detalle el sistema de clasificación de pescados de la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration o ‘FDA’, por sus siglas, en inglés) y abrimos la caja de Pandora.

Quienes hayan estado embarazadas probablemente recuerdan que se les aconsejó que limitaran su consumo de atún. Esto se debe a que el atún contiene niveles de mercurio que varían desde niveles moderados a niveles altos. El mercurio es un metal que, gracias a los microorganismos del agua, se convierte en metilmercurio, el cual  se acumula en los tejidos de los peces y actúa como una neurotoxina que puede causar daño cerebral en los humanos.1 ¿Y sabes quienes son los más susceptibles a este daño? Los bebés, los fetos en el útero, y niños(as) pequeños.

Si bien la FDA considera que el atún claro enlatado es seguro, esa recomendación es para niños(as) mayores de dos años. ¿Y por qué importa esto? Porque cuanto más joven es el/la bebé, más susceptible es al daño acumulativo del mercurio.

Hablemos de los números.

El atún claro enlatado, la variedad de atún con la menor cantidad de mercurio, tiene, en promedio,  0.126 ppm (partes por millón) de mercurio,  según la FDA.

Cuando la FDA publicó sus recomendaciones sobre el pescado (en las cuales todavía enumera al atún claro enlatado como la “mejor opción”), una organización independiente sin fines de lucro llamada Consumer Reports denunció públicamente el hecho que incluyeran al atún como una buena opción y declaró que las mujeres embarazadas y los(as) bebés no deberían comer atún enlatados en lo absoluto.2 ¿Por qué? Porque 0.126 ppm de mercurio no es una cantidad realmente baja. 

De hecho, hay, al menos, otros 35 tipos de pescados en el mar que tienen menos mercurio que el atún claro enlatado.

Entonces, ¿por qué es que la FDA recomienda que ofrezcas atún enlatado a tus hijos(as)? 

En nuestra opinión, la respuesta corta es que las industrias del carbón y del atún son muy poderosas (las plantas de carbón son las que emiten el mercurio al aire). 

En la década de los 70s, cuando la FDA publicó sus “niveles de acción” para el mercurio y el pescado, la FDA fijó, inicialmente, el nivel de acción en 0.5 partes por millón, lo cual significaba que tendría la autoridad legal para ordenar que cualquier pescado con más de 0.5 ppm de mercurio fuera retirado del mercado. A raíz de esto, la industria pesquera, con el apoyo de la industria del carbón, demandó a la FDA, argumentando que su industria enfrentaría dificultades excesivas sin razón. La industria pesquera ganó la demanda y la FDA se vio obligada a elevar el nivel de acción de mercurio en el pescado a un nivel, asombrosamente alto, de 1 ppm de mercurio. Esto convenientemente permitió que todas las variedades de atún se mantuvieran por debajo de ese nivel de acción.

En 2021 lanzamos la primera guía de pescados aptos para bebés en el mundo. Es una guía que refleja cientos de horas de análisis por parte de nuestro equipo de médicos e investigadores alimentarios. Para llegar a nuestros sistemas de clasificación, analizamos cada pescado según sus niveles de mercurio, contenido de ácidos grasos omega y niveles de sodio. Luego pasaron por un riguroso filtro de lo que es seguro y saludable para bebés desde los 6 meses de edad.

¿Y a que no sabes qué? En la guía encontrarás más de 30 tipos de pescado que tienen menos mercurio que el atún claro enlatado.

  1. Mercury Emissions: Global Context. Environmental Protection Agency. (website). Retrieved February 3, 2020
  2. https://www.consumerreports.org/food-safety/safe-fish-for-pregnant-women/ 
Return to Blog